Posteado por: alaycolor | noviembre 19, 2016

Tania, leyenda en flor en CanalMio en mp3(19/11 a las 20:34:23) 20:33 13829108 – iVoox

Origen: Tania, leyenda en flor en CanalMio en mp3(19/11 a las 20:34:23) 20:33 13829108 – iVoox

Tania, la flor de la guerrilla del Che en Bolivia.

El 19 de noviembre de 1937, nace en Argentina, Tamara Bunke Bider,  de padre alemán y madre polaca, emigrantes que habían huido de la Alemania nazi.

tamara_bunke_tania_02
Los padres de Tamara, Nadia y Erich Bunke, militan en el Partido Comunista Argentino; y en su casa realizan reuniones clandestinas, incluso, se guardan armas; aunque intentan que los niños, Tamara y su hermano Olaf, no manejen demasiada información sobre sus actividades políticas, por cuestiones de seguridad; pero, en esa casa se respiraba un ambiente comunista.
Crecida en ese ambiente, es obvio que la jovencita, llamada Ita,  en el seno familiar, cuando ingresa en la Escuela Normal  9, se vincule a la Federación Juvenil Comunista, y siendo casi una niña hace sus aportes como militante, lleva mensajes, reparte propaganda clandestina, y distribuye periódicos del partido.
En 1952, los padres de Tamara deciden retornar a la República Democrática Alemana; y en MIL 955, ella es admitida en el Partido Socialista Unificado de Alemania, a los 18 años de edad.
En Berlín Oriental, Tamara Bunke Bíder, estudia en la Facultad de Letras de la Universidad Humboldt, y en 1958, en el seno del Partido, plantea el deseo de regresar a la Argentina, para integrarse a la lucha política, dentro de las filas del Partido Comunista de ese país.

tumblr_nxcsiedexv1sojnrio1_250
La propia Tamara en una declaración que redacta el 4 de febrero de 1958 dice…
«En la República Democrática Alemana fui educada y aprendí a pensar y actuar como una marxista leninista; por eso, para mí lo más natural es luchar toda mi vida, igual en un país que en otro, y bajo cualquier circunstancia, en las filas de nuestro partido marxista leninista.
«Mi deseo más grande es volver a mi patria, Argentina, y ofrecer allí al Partido todas mis fuerzas».
En cartas a sus amigos manifiesta también el deseo de regresar, «… me vuelvo a más tardar a comienzos del 59. Estoy escuchando a Carlos Gardel cantando algunos de nuestros tangos más queridos, y además, te podrás imaginar qué nostalgia siento con la canción de la Felipa Varela…»
En 1959 mientras prepara su salida de Alemania, Tamara asiste al VII Festival Mundial de la Juventud y de los Estudiantes, como integrante de la delegación argentina.
El triunfo de la revolución cubana la llena de alegría, según narra en carta a un amigo; y en 1960 conoce personalmente al Comandante Ernesto Guevara, quien viaja a la República Democrática Alemana al frente de una delegación comercial, de la que Tamara y su madre son las traductoras.
Aquel encuentro marcará el rumbo definitivo de la vida de Tamara Bunke Bíder.

En el propio año 1960,  Tamara trabaja con Alicia y Fernando Alonso, quienes están de gira con el Ballet Nacional de Cuba; y el 12  de mayo de 1961 Tamara Bunke llega a la isla invitada por ellos,  y decide establecerse en el país, para contribuir a la defensa de la primera revolución socialista latinoamericana.
Estudia periodismo en la Universidad de La Habana; y como habla francés, inglés, alemán, español y un poco de italiano, trabaja en el Ministerio de Educación, en el Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos y en la dirección nacional de la Federación de Mujeres Cubanas.

2359976
Tamara se incorpora a las Milicias Nacionales revolucionarias  y a los Comités de Defensa de la Revolución y se integra a la sociedad cubana, como señalara el padre, Erich Bunke, al referirse a los proyectos de su hija

«Ella tenía la idea de que estando en Cuba iba a aprender a fondo de la Revolución Cubana y que eso le serviría en su trabajo revolucionario, que ella se imaginaba desarrollaría luego en la Argentina. Sí, Tamara, nuestra Ita, pensaba y sentía que su deber era luchar en América Latina; y nosotros no teníamos ningún derecho a retenerla».

tamara-bunke-004
Comienza entonces la formación de la guerrillera.
En 1963, Tamara Bunke Bíder inicia un riguroso entrenamiento operativo para el trabajo de inteligencia, que la capacita para cumplir complicadas y arriesgadas misiones, vivir clandestinamente, recopilar información, y soportar en silencio todos los padecimientos, sin poder compartir tampoco las alegrías revolucionarias.
Tamara queda atrás y nace Tania, la que luego sería, junto al Che, la heroica guerrillera de las selvas de Bolivia.
El 20 de febrero de 1964 concluye la primera fase de la preparación de Tamara, y se traslada a Cienfuegos para configurar el plan práctico operativo.
A fines de marzo, el Che la recibe en su oficina del Ministerio de Industria para informarle los detalles de la misión clandestina en Bolivia; y el 9  de abril de 1964, con pasaporte a nombre de Haydée Bider González, parte rumbo a Europa Occidental, para aprender a transformar su lenguaje y actitudes, por las propias de la sociedad burguesa en la que debía desenvolverse.
Viaja en esa etapa con documentos y dos personalidades distintas, Vittotia Pancini y  Marta Iriarte.  El 5 de agosto de 1964, llega a Frankfort, en la República Federal de Alemania, allí adopta el nombre de Laura Gutiérrez Bauer, de nacionalidad argentina, con la que trabajaría clandestinamente en Bolivia.

tamara_bunke_tania_-como-laura-gutierrez-en-bolivia
En noviembre de 1964, está en La Paz, convertida en una etnóloga especializada en arqueología y antropología; entabla amistad con Julia Elena Fortún, y a través de ella consigue trabajo en el comité de investigación, adscrito al Departamento de Folclor, del Ministerio de Educación de Bolivia
En mayo de 1966, Tania recibe la señal convenida, acude al lugar previamente acordado y establece contacto con su enlace en La Paz…
«Prepara condiciones para la llegada de los primeros cubanos…»
Al iniciar la fase de organización de la lucha armada, Tania era un engranaje indispensable en el desarrollo del trabajo urbano de la guerrilla, aunque la idea del Che no era que participara en las acciones combativas, sino que se mantuviera dedicada a la búsqueda de información.
El 10 de julio de 1966, Tania recibe un mensaje del Che…
«…la operación se pone en marcha; debe de inmediato dar inicio a los preparativos para la llegada de los guerrilleros; alquilar casas de seguridad y locales para almacenes, y preparar los embutidos para el envío de mensajes cifrados».
Cuando el Che llega a Bolivia, en noviembre de 1966, se entrevista con Tania y le transmite las últimas instrucciones; y luego, por  grupos, llegan los combatientes, cubanos y bolivianos, hasta el lugar que muy cerca del río Ñancahuazú, sirve de base a la futura guerrilla boliviana dirigida por el Comandante Ernesto Che Guevara.
En marzo de 1967, Tania realiza su tercer y último viaje al campamento guerrillero…
El Che no está y mientras lo esperan, desertan Vicente Rocabado y Pastor Barrera Quintana, quienes informan al ejército boliviano, a sus servicios de inteligencia y a los oficiales de la CIA, de la presencia de Tania en el campamento guerrillero y de que ésta había viajado en un vehículo todoterreno hasta Camiri.  Allí el auto es localizado con su documentación. La reacción descubre a Laura Gutiérrez Bauer como guerrillera.

tania-junto-al-che
A partir de ese momento, Tania se incorpora a la lucha armada y el Che la ubica en la columna de la retaguardia, dirigida por el cubano Juan Vitalio Acuña Núñez, Joaquín.
«El Che ordena separar las dos columnas; al mando de Joaquín, la retaguardia guerrillera sale hacia Río Grande; pero las comunicaciones entre ambas columnas son pésimas y Joaquín pierde contacto con el Che, quien durante varias semanas trata de localizarlo infructuosamente por la espesura», confirma el testimonio de Harry Villegas, el Pombo de la guerrilla.
A fines de agosto de 1967, la retaguardia llega a la casa del traidor Honorato Rojas, un campesino de la región; quien se compromete a guiarlos por el atajo para salir a Vado del Yeso…
El 31 de agosto, la muerte cae sobre la columna de retaguardia de la guerrilla, donde marcha Tania..
Tania, Tamara Bunke Bíder, aún no había cumplido 30 años de edad; y desde entonces, cada 31 de agosto, manos desconocidas llenan de flores el lugar donde se encontró su cuerpo.
La guerrillera Tania, la flor silvestre del Río Grande, convertida en leyenda, sigue viva en Vallegrande y en Cuba, donde permanecen sus restos.

tamara_bunke_tania_-traslado-restos-a-cuba
(Fuentes: Para la realización de este programa se utilizaron fragmentos de grabaciones del documental alemán, Tania la guerrillera; y se consultaron los sitios digitales Rebelión, la Fundación Ernesto Guevara y ECURED).


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: